.

.

viernes, 16 de agosto de 2013

Dieta para engordar rapido y sano

Tu comentario aquí
Saber comer está siendo la obsesión desde hace mucho tiempo para una sociedad que se ha dado cuenta que la salud es el garante de una vida más cómoda y saludable.
El termino de dieta se puede utilizar tanto para los que quieren adelgazar como para los que quieren engordar ya que los dos tienen el mismo objetivo final que es, ni más ni menos, que encontrar la excelencia en uno mismo.
El  como engordar rápido y sano no es el utilizar la “comida basura” como medio para llegar al fin de tener unos kilos de más.
La búsqueda de una dieta equilibrada  se consigue con más aporte de calorías  que nuestro cuerpo u organismo es capaz de consumir en una jornada normal de nuestra vida. Este equilibrio de ingestión y consumo corporal es el que nos lleva a saber como engordar con disciplina y con la frecuencia adecuada.
Hablábamos de la comida rápida, pero no hay que despreciar la repostería ni las grasas como la mantequilla, aunque no son las más adecuadas. Un inicio de dieta puede ser efectivo, pero siempre con vigilancia adecuada.
La utilización de los hidratos de carbono en nuestra dieta tienen que ser la base. Comidas constituidas por patatas, pastas, pan o arroz serían los acompañantes a un organismo preparado. Necesitaríamos acompañarlo de grasas llamadas sanas y como ejemplo, podemos hablar de frutos secos y aceites de oliva, a ser posible, vírgenes extra.   
Podemos ayudar a nuestro cuerpo a tener el hábito de necesidad de comer con la contribución de la preparación de un aperitivo antes de las comidas acompañados de aceitunas. No os llenéis  de refrescos ni de infusiones, son saciantes que os van a limitar vuestra necesidad de comer y además con un bajo aporte calórico que es lo que necesitáis.

Cuatro consejos especiales para llegar a un cuerpo que necesita engordar sano:

  1. Comer mínimo 3 veces al día. La frecuencia debe ser riguroso y no se puede perder en ningún momento.
  2. Si necesitamos más aportes calóricos, no seáis rebuscados e ir a lo fácil con los suplementos nutricionales ya preparados y que se venden en el mercado actualmente.
  3. Una valoración médica de vuestro metabolismo ya que en muchos casos, disponemos de un metabolismo acelerado que hace que nuestro cuerpo, aún estando durmiendo, consuma más que despierto. Si ese fuera el caso no dudéis en darle lo que pide y eso se hace evidentemente comiendo antes de dormir.
  4. Como último punto y que siempre va unido a una dieta sana y equilibrada, no hay que dejar de lado la necesidad del ejercicio físico. Es obligatorio el acompañar los pasos anteriores a una rutina de ejercicios físicos que van a conseguir tener el cuerpo y la salud deseada.

0 comentarios:

Este Sitio Utiliza Cookies.Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información Politica De Privacidad.