.

.

jueves, 21 de marzo de 2013

El cine baja a lo mas profundo

Tu comentario aquí
Unas cuantas peliculas para ver cuando podais

Ken Park
Nos encontramos en Visalla, una pequeña y aislada localidad entre Los Angeles y Fresno. La historia repasa las vidas de tres chicos y una chica, todos ellos amigos de la infancia, y de sus padres. Un retrato salvaje de la violencia y la sexualidad de la adolescencia. Después de "The Kids" y "Bully", la más audaz realización de Larry Clark.


Lie with me (El Diario íntimo de Leila)
Una de las películas más controvertidas que se han proyectado nunca en el Festival de Berlín interpretada por uno de los actores de "A dos metros bajo tierra" (Eric Balfour).
Leila (Lauren Lee Smith) es una joven sexual-mente voraz que se relaciona con los hombres mediante breves encuentros íntimos. Una no-che, durante una concurrida fiesta privada en una casa, conoce a David (Eric Balfour), y la lujuria surge a primera vista. Poco después, mientras Leila practica sexo con un desconocido en la parte trasera de la casa, David y su novia hacen lo mismo pero en su coche. Leila y David se miran fija-mente mientras hacen el amor con otras personas, iniciándose así un ritual de cortejo que dará paso una aventura sexual entre ambos.

La seducción resulta fácil y muy gratificante. Leila y David acaban conociéndose (en el sentido bíblico) en la cama, en el par-que, en el tejado, en todas partes. Para ellos, como para muchos otros jóvenes de su generación, el sexo es una forma de comunica-ción.
Pero Leila empieza a darse cuenta de que lo que la une a Da-vid es diferente a lo que ha vivido hasta entonces. Y David siente lo mismo por ella. Por primera vez ambos sienten necesidades y de-seos que van más allá de lo estrictamente físico. Lo que realmente buscan es una conexión emocional. El miedo que les producen los sentimientos que desencadena su relación les hace refugiarse en la seguridad que les proporcionaban sus vidas antes de conocerse. La realidad cotidiana y lo imprevisible de los lazos emocionales han roto su burbuja de sexo y romanticismo, y amenazan con separar-los. Al morir su padre tras una larga enfermedad, David busca apo-yo en su ex novia. Por su parte, Leila está preocupada por el inmi-nente divorcio de sus padres. Leila y David están atrapados entre dos mundos. Por un lado, el sexo anónimo y sin contexto empieza a parecerles menos atractivo. Por otro, el compromiso convencional (el matrimonio y el divorcio que parece que siempre le sigue) no pa-rece ser la solución. Así, se aventuran a buscar una forma de com-binar lujuria y amor, espontaneidad y estabilidad, embarcándose en una nueva forma de vida.


Cuentos Inmorales



En cuatro historias que recorren desde nuestros días a los siglos XV, XVI y XIX, asistimos a un muestrario de opciones eróticas con un sutil punto de perversión, protagonizadas por bellas mujeres.. En “La marea”, la acción sucede en el presente, cuando un adolescente y su prima son arrastrados por las olas a una playa y espiados en sus felaciones por unos ojos desconocidos. “Teresa” sucede en el siglo XIX, y describe cómo una muchacha descubre la potencialidad erótica que esconden los objetos de sus dormitorio. “Erzsebet Bathory” retrata a una condesa rumana del siglo XVI a la que le gustaba bañarse en la sangre de muchachas vírgenes. Finalmente, “Lucrecia Borgia” explicita la depravación sexual e incestuosa de la famosa familia valenciana de los Borgia, generadora de gobernantes y papas en el siglo XV.


9 canciones (2004)
Otro ejemplo de película polémica, esta vez orientada completamente al sexo. Dirigida por Michael Winterbottom, relata la historia de amor y sexo de Lisa (Margo Stilley), estudiante estadounidense que está pasando un año en Londres; y Matt (Kieran O´Brien), londinense que la conoce en un concierto de Black Rebel Motorcycle Club. A partir de ahí la película intercala las experiencias sexuales de ambos (o en solitario; Lisa juega con un consolador cuando Matt ya no puede más) con escenas de conciertos a los que van juntos de grupos tan conocidos como Primal Scream, The Dandy Warhols, Franz Ferdinand o Michael Nyman. Las escenas de sexo juegan con planos explícitos y sugerentes, ninguno es simulado. Podría ser perfectamente catalogada como pornográfica, pero con la aureola de autor de Winterbottom se estrenó en los cines de V.O. como si nada.

The Brown Bunny (2003)

 La película obtuvo una gran cantidad de atención de los medios debido a lo explícito y contenido sexual no simulado de la escena final entre Gallo y la actriz Chloë Sevigny , así como una guerra de palabras entre Gallo y el crítico de cine Roger Ebert , quien afirmó que el conejito de Brown fue la peor película de la historia de Cannes

0 comentarios:

Este Sitio Utiliza Cookies.Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información Politica De Privacidad.